Oración de Protección de San Benito

La Oración de Protección de San Benito

La historia religiosa está llena de acontecimientos notables que han dejado una huella perdurable en la fe y la
devoción de las personas. Uno de esos eventos cruciales es la vida de San Benito de Nursia, conocido por ser el
padre del monasticismo occidental y el fundador de la Orden de San Benito.

Vida y Legado de San Benito

Nacido en Nursia, Italia, alrededor del año 480 d.C., San Benito dedicó su vida al estudio y la oración en busca de
una conexión más profunda con Dios. Su ejemplo de vida austera y disciplinada atrajo a muchos seguidores, y
eventualmente fundó la famosa Abadía de Monte Casino. Sus enseñanzas se convirtieron en la base de la Regla de San
Benito, que se convirtió en un pilar de la vida monástica occidental.

La Oración de Protección de San Benito

Una de las oraciones más conocidas asociadas con San Benito es la Oración de Protección de San Benito. Esta
oración es una invocación para buscar protección contra el mal y los peligros que pueden rodearnos. A través de
esta oración, se busca la intercesión de San Benito para mantenernos a salvo física y espiritualmente.

Texto de la Oración de Protección de San Benito:

“La Santa Cruz sea mi luz,
no sea el dragón mi guía:
Retírate, Satanás,
nunca me aconsejes cosas vanas;
Es malo lo que me ofreces,
bebe tú mismo tus venenos.”

Esta poderosa oración es un recordatorio constante de la necesidad de mantenernos protegidos en todo momento. San
Benito es invocado para alejar cualquier influencia negativa o presencia maligna en nuestras vidas. Así como
confiaban en su intercesión y protección aquellos que vivieron en su tiempo, nosotros también podemos buscar su
ayuda a través de esta oración.

La Oración de Protección de San Benito es una herramienta espiritual poderosa que nos recuerda que no estamos
solos frente a las dificultades y tentaciones. A través de la intercesión de San Benito, podemos encontrar
fuerza y protección en momentos de peligro. Experimenta su poder y busca su guía cuando te sientas amenazado o
expuesto al mal.