Lascivia según la Biblia: Significado y consejos para evitarla

¿Qué es la lascivia?

La lascivia es un término que se utiliza en la Biblia para referirse a la lujuria o deseo sexual excesivo y desenfrenado. Es un pecado que se considera de los más graves, ya que conduce a la inmoralidad sexual y aleja a la persona de Dios.

¿Cómo se manifiesta la lascivia?

La lascivia se manifiesta de diferentes maneras, como la pornografía, el adulterio, la fornicación, la masturbación, entre otros. Todos ellos son actos que van en contra de la voluntad de Dios y que pueden llevar a graves consecuencias, tanto espirituales como físicas.

¿Qué dice la Biblia acerca de la lascivia?

La Biblia nos enseña que la lascivia es un pecado que se debe evitar. En 2 Timoteo 2:22 se nos dice que debemos «huir de las pasiones juveniles y seguir la justicia, la fe, el amor y la paz, junto con los que invocan al Señor con un corazón puro».

En 1 Tesalonicenses 4:3-4 se nos dice que «la voluntad de Dios es que sean santificados: que se aparten de la inmoralidad sexual; que cada uno aprenda a controlar su propio cuerpo de manera santa y honrosa».

¿Cómo podemos evitar la lascivia?

Para evitar la lascivia, es necesario tener una relación cercana con Dios y seguir sus mandamientos. Esto incluye evitar cualquier tipo de actividad sexual fuera del matrimonio y evitar la pornografía y otros estímulos sexuales innecesarios.

Además, es importante rodearse de personas que comparten los mismos valores y que pueden brindar apoyo y aliento en momentos difíciles. También es importante mantener una mente y un corazón puros, y evitar pensamientos y fantasías sexuales innecesarias.

La lascivia es un pecado que se debe evitar para mantener una relación cercana con Dios y vivir una vida plena y satisfactoria. Al seguir los consejos de la Biblia y rodearnos de personas que comparten nuestros valores, podemos evitar la tentación y vivir una vida llena de amor, paz y felicidad.